CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT (Fuera de concurso)

CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT (Fuera de concurso) SOS Investigadores AsociadoS Yo soy Satur investigador privado. Me dedico a esto desde que fui obligado, ya hace diez años, a dimitir como inspector de policía por el bien del cuerpo. Orlando era abogado, me contrató su propio bufete para espiarlo … Continúa leyendo CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT (Fuera de concurso)

CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT

CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT Un exclusivo bolso de viaje Despertarse arrodillado y con la cabeza metida en una hedionda taza del váter no es una de mis fantasías ni por un millón de euros. El aroma a vómito, seguramente mío, tampoco mejora la escena, pero igual eso ha … Continúa leyendo CONCURSO DE RELATOS XXXI Ed. EL HALCÓN MALTÉS de DASHIELL HAMMETT

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Mis réplicas a los compañeros (II)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Sin ningún tipo de crítica o enmienda, únicamente como ejercicio y tributo a los compañeros, empiezo esta serie de réplicas a sus micros. Lo tenía pensado hacer el mes pasado, pero me pilló el tiempo y solo pude acabar mi propio folletín. Ahora, fuera de toda presión, espero cumplir … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Mis réplicas a los compañeros (II)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Mis réplicas a los compañeros (I)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Sin ningún tipo de crítica o enmienda, únicamente como ejercicio y tributo a los compañeros, empiezo esta serie de réplicas a sus micros. Lo tenía pensado hacer el mes pasado, pero me pilló el tiempo y solo pude acabar mi propio folletín. Ahora, fuera de toda presión, espero cumplir … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Mis réplicas a los compañeros (I)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (XII) y final

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Entradas anteriores: MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (II) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (III) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (IV) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (V) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (VI) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (VII) MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (VIII) … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (XII) y final

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (XI)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Los Alcornoques, 9 (X) El cura (2º Dcha.) A media noche ya todos los gatos son pardos y, siendo un cura con traje a medida, nadie sabría si era del clero, crupier, o incluso agente secreto —máxime, saliendo de un imponente Mercedes negro y tintado—. Don Benedicto, solo con … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (XI)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (X)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Los Alcornoques, 9 (IX) El administrador (2º Izqda.) Un viernes al mes, el administrador de la urbanización Los Alcornoques, junto con Penélope —su socia, secretaria y contable—, tenían junta extraordinaria o convención nacional en la capital. La verdad es que únicamente fueron a la primera y, como se enrollaron, … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (X)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (IX)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Los Alcornoques, 9 (VIII) Los promotores (1ª Izqda. y 1º Dcha.) A las nueve de la tarde, como de costumbre y de lunes a viernes, los hermanos Alcornoque —los promotores de toda la urbanización— y residentes en la primera planta, llamaron al ascensor para dejar sus respectivas bolsas de … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (IX)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (VIII)

MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR Los Alcornoques, 9 (VII) La divorciada (4º Izqda.) Un vivo taconeo, seguido de los ladridos del pulgoso del tercero izquierda, indicaba al resto de la comunidad que la divorciada del cuarto iba a salir de fiesta. De hecho, todos los viernes a eso de las nueve menos cuarto, se … Continúa leyendo MICRORRETOS: UN CADÁVER EN EL ASCENSOR (VIII)